Entrenamiento cicloturista

Cuando te planteas la opción de realizar un viaje de gran calibre como es el de pedalear alrededor del globo con tu bicicleta, por lo general no tienes mucha idea de lo que te viene encima, y la primera impresión es que hay que estar demasiado entrenado para realizar algo semejante. No te equivocas, es muy aconsejable estar entrenado para esta batalla, al igual que cuando vas a realizar cualquier tipo de actividad que requiera de físico, pero no hay que ser un atleta de élite para realizar dicha aventura asi que no te preocupes y lee detenidamente:

El termino entrenamiento es algo que hay que tener presente. Pero el concepto como tal es demasiado grande quizás para este tipo de actividad, puesto que en el viaje, a medida que vas pedaleando a diario, adquiriendo mayor confianza, haciendo más kilómetros, también vas entrenando tu cuerpo de una manera lenta pero progresiva. Y esto es lo que hace que cada día que pase te sientas más cómodo contigo mismo y te entren más ganas de avanzar cada vez un poco más y de intentar forzar tu cuerpo un poquito.

Por eso, en este post queremos hacerte entender que si verdaderamente tienes ganas de hacer un viaje así y te entran miedos porque piensas que no estás lo suficientemente entrenado o que tu cuerpo o tu cabeza no van a resistir tal actividad, lánzate a la aventura y te darás cuenta que todos esos miedos no son nada más que parte de tu cabeza que te obliga a pensar en todo lo malo que puede llegar a suceder. Pero que a medida que vas pedaleando o viajando, todos estos se van desvaneciendo y lo que queda es una sensación de libertad y de poder tal que te hará entender que todo ha merecido la pena.

Dicho esto, para que nadie se quede con mal sabor de boca por entrar a un post llamado entrenamiento y que no se hable de este sino de motivación para el viaje, aquí debajo os dejamos unas serie de pautas a seguir si queréis comenzar vuestro viaje un poco más en forma de lo que verdaderamente la bicicleta exige.

Como en cualquier otro deporte u objetivo en la vida, conseguir alcanzar una meta requiere de cierto esfuerzo por nuestra parte. En el caso del ciclismo en particular, aumentar nuestro rendimiento sobre la bicicleta requiere de una serie de pasos a seguir en nuestros entrenamientos que debemos cumplir para potenciar nuestro nivel físico más allá de los límites que creemos tener a buen recaudo. Para comenzar a rodar de forma más o menos ‘seria‘, nada mejor que seguir estas tres pautas para nuestros entrenamientos en bicicleta;

  • Salir a “rodar”; El primer y más sencillo paso para aumentar nuestro rendimiento es salir a rodar entre 30 y 60 minutos por sesión de 2 a 4 vecespor semana. De esta forma, especialmente para los principiantes en el ciclismo, conseguimos adaptar progresivamente nuestro nivel físico a futuras exigencias deportivas.
  • Buscar compañía; Rodar en compañía es una de las mejores y más divertidas formas que tenemos para potenciar nuestro rendimiento.
  • Añadir intervalos; Llega el momento de aumentar nuestras salidas a una duración de entre 45 y 75 minutos por sesión de 3 a 5 vecespor semana. Además, un par de veces por semana, debemos añadir los denominados intervalos a nuestros entrenamientos. Rodar durante 6 minutos con un desarrollo difícil (plato medio/grande – piñones pequeños) y después rodar durante 4 minutos más con un desarrollo de recuperación (plato medio/pequeño – piñones grandes). A este período de 10 minutos lo denominamos intervalo, y debemos repetirlo entre 2 y 3 veces más por sesión. Realizar seis intervalos seguidos de 3 minutos de duración rodando con el piñón pequeño a la máxima cadencia que podamos aguantar sin levantarnos del sillín, y finalizar rodando durante otros 3 minutos con un desarrollo de recuperación para reducir nuestras pulsaciones y aliviar las piernas.

Y con estos consejos podréis aumentar vuestro rendimiento y así poder estar más entrenados antes de salir a vuestro gran viaje.

Déjanos un comentario.
2018-03-05T03:41:49+00:00